NOTA CULTURAL —Conociendo un poco acerca del Día de los Reyes

Hoy, 6 de enero, se celebra el Día de los Reyes Magos en República Dominicana, España y en algunos países de Hispanoamérica. Es una tradición cristiana que se fue tejiendo y popularizando a raíz del nacimiento de Jesús de Nazaret. En la Biblia cristiana, Reyna Valera, el único evangelista canónico que se refiere a los magos es Mateo, capítulo 2, versículo 1, pero no habla de nombres ni raza ni de número, solo dice, cito: “Cuando Jesús nació en Belén de Judea en días del rey Herodes, vinieron del oriente a Jerusalén unos magos”. Fin de la cita. La palabra “mago” es de origen persa “ma-gu-u-sha”, que significa sacerdote. Dicha palabra pasó del persa al griego como “μαγός”, luego, al latín como “magus”, y finalmente al español como “mago”.

¿De dónde viene el tratamiento de reyes a los referidos magos? Es a partir del siglo III que, tomando como base los regalos que llevaron, que, según Mateo 2:11, fueron: oro, incienso y mirra, que se dedujo que eran reyes, uno por cada tipo de regalo. Sobre las razas, que eran: Blanca, Amarilla y Negra, las encontramos en la pintura “Adoración de los Reyes Magos” (1568) de El Greco, que se conserva en el Museo Soumaya de la Ciudad de México. Sobre los nombres, “Melchor”, “Gaspar” y “Baltasar”, éstos aparecieron por primera vez en el siglo VI, en un mosaico en la iglesia “San Apollinaire Nuovo” (San Apolinar el Nuevo), en Rávena, Italia. La tradición del Día de los Reyes se remonta a España, siglo XIX, que se celebraba la noche de Reyes, anterior a la fiesta de la Epifanía, que es una solemnidad de la iglesia católica de occidente, que la celebra desde el siglo IV, para conmemorar la llegada de los magos de Oriente por el nacimiento de Jesús, y su primera revelación a los paganos. En España, la primera noche de Reyes, como la conocemos hoy, con entrega de regalos a los niños, ocurrió en 1866, en Alcoy, provincia de Alicante; desde ese punto se extendió a otros lugares de España y a Hispanoamérica.

Termino esta nota con una petición de Jesús de Nazaret, cito: “Dejen que los niños vengan a mí, y no se lo impidan, porque el reino de los cielos es de quienes son como ellos”. Mateo 19:14.

Las declaraciones y opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de PINCELADASGLOBALES.

Las declaraciones y opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de PINCELADASGLOBALES.

Dar su opiníon

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.